publicidad

9 de junio de 2009

La crucifixión de David Carradine, tías!

No es cuestión de hacer sangre ni risas sobre la Carradine y sus muy personales fetiches; pero las últimas anécdotas contadas por la bocachancla de su tercera mujer son de lo más berlanguianas, tías. Os cuento la historia:

Gail Jensen llega a casa y se encuentra a David Carradine colgado de una cuerda emulando a Jesucristo crucificado. Ella le pregunta por las razones de semejante espectáculo, a lo que el tan sólo responde que le apetece un sandwich. Ella, obediente, le deja allí y vuelve arriba donde tiene invitados esperándola. Durante la fiesta ella le baja vino y pan con frecuencia. Después de varias horas Carradine se desata y se une a la fiesta junto a su entonces mujer y amigos como si nada hubiera pasado.

¿Cómo os quedáis? yo MUERRRRRRTA!

Vía | PH

Haceos amig@s mi@s en Facebook y seguidme en Twitter, os lo digo como amiga, tías.

1 comentario:

[Julen] dijo...

Ya lo dije... estoy superenganchado... quiero el episodio piloto del serial sobre su vida ya.

Claro que a falta de pellejo Carradine nos podían poner a cualquiera de tus chulos de la semana... le daría mucho más interés a la historia.

A este le gustaban más las cuerdas que a la Kidman el Botox...

Related Posts with Thumbnails

El mundo a mis pies